Esta es una obra de teatro para 2 personajes. La misma nos cuenta la historia de una madre e hija que pierden a su marido y padre, pero a pesar de el dolor deciden seguir adelante.



Obra sobre el dolor

Título: “Se aprende a vivir con el dolor”

Autora: Clara Pérez

2 personajes: 

  1. Madre: Pierde su esposo en un accidente.
  2.  Daniela: Hija única que queda huérfana de padre.

ACTO I

Ambientación: Sala de la casa


Introducción: suena el teléfono y la madre se dirige a responderlo, quedando en shock con la noticia.

Madre (tomando el teléfono algo distraía): ¿Si, diga?, ¿Cómo? ¿Pero cuando sucedió?, enseguida voy para allá gracias.

La madre cierra la llamada desesperada y con lágrimas en los ojos

Madre (desesperada): ¡Daniela! ¡Daniela!

Daniela (asustada entra a la sala): ¿Qué pasa mamá?

Madre (acercándose a su hija sin dejar de llorar): Tu padre tuvo un accidente y ha fallecido.

Daniela rompe a llorar abrazada a su madre

Madre: Debemos ir al hospital a reconocer el cadáver.

Ambas salen abrazadas y sollozando.

ACTO II

Ambientación: Sala de la casa.

Introducción: Entran ambas vestidas de negro, con el rostro hinchado de tanto llorar, la madre se siente en el sofá y Daniela permanece de pie frente a ella.

Madre (muy triste): Que terrible momento, no tengo idea de que va a pasar ahora, no sé por dónde empezar ¿Cómo nos sucedió esto a nosotras?

Daniela (tomando las manos de su madre, aun de pie frente a ella): Mamá, si es horrible, pero es algo que paso y que no podemos cambiar. Me duele muchísimo la perdida de mi padre, pero debemos seguir adelante, se lo prometiste frente a su tumba y ahora debemos cumplir.

Madre (dejando escapar sus lágrimas): Yo no tengo fuerzas hija, me siento perdida.

Daniela (llorando junto a su madre): ¿Y crees que yo no tengo miedo? Me duele tanto como a ti mami, pero ahora pensemos en él, en no fallarle y en salir adelante, que esté donde esté se sienta orgulloso de sus mujeres. No te puedes caer mamita ¿sino en quien me apoyo yo?

Madre (abrazando a su hija): Tienes razón Daniela, se lo debemos a él, es fuerte, es duro y siento que no tengo fuerzas ni para levantarme, pero debemos aprender a vivir con lo que nos ha tocado, te juro hija, que no les voy a fallar ni a él, ni a ti.

Daniela (forzando una sonrisa y acariciando el rostro de su madre): Así se habla mami

Se abrazan mientras dejan caer sus lágrimas.

ACTO III

Ambientación: Sala de la casa.

Introducción: La madre de Daniela entra a la casa llamándola con una sonrisa en los labios.

Madre: ¡Daniela!

Daniela (intrigada): ¿Que pasa madre?

Madre (sonriendo): Me dieron el empleo, mañana comienzo a trabajar, ya no tendremos apuros económicos hija.

Daniela (sonriendo): ¿Ves madre? Las cosas irán mejorando yo ya casi termino mi carrera, tu comenzarás a trabajar, cuando yo me gradué, iremos mucho mejor, sé que nunca será igual mamita, pero estamos luchando por él, para que vea que si pudimos y que pueda descansar en paz.

Madre (sosteniendo las lágrimas): Aún duele mucho hija, pero no podíamos dejarnos caer, y yo quiero que te sientas orgullosa y segura de mí.

Daniela: Madre yo te admiro, eres mi heroína. Sé que duele, que no es fácil, que por momentos te caes y te cuesta levantarte, pero no has dejado de luchar. Se aprende a vivir con el dolor, quizás nunca pase del todo, pero aprendemos a vivir con él acompañándonos, eres la mejor madre del mundo, ¿lo sabias?

Madre (abrazando a su hija): No lo sé, pero si de algo estoy segura es que Dios me regalo la mejor hija.

Ambas se miran entre lágrimas y una sonrisa y vuelven a abrazarse, orgullosas de ver como la pérdida las hizo más fuertes, y a pesar del dolor siguen adelante.

  FIN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *