Esta es una obra corta para 3 personajes. La misma nos muestra lo vulnerables que pueden ser los adolescentes y la importancia de la contención de la familia (en este caso, de la mamá) para poder ver realmente cómo son las cosas.



Obra sobre la contención familiar

Título: “La verdad de quién soy”

Autora: Silvina Carrasco

3 personajes:

  1. Mara: adolescente de 13 años. Buena estudiante y muy querida por los suyos.
  2. Melina: Mujer de unos 35 años. Mamá de Mara.
  3. Narrador: voz en off

ACTO I

Personajes que intervienen en este acto: Mara, Melina y Narrador


Escenario: una sala de estar de una casa.

(Mara está sentada en el sillón, con el televisor encendido frente a ella, pero con la mirada perdida, sin prestar atención. Melina la observa desde la puerta.)

Narrador: Hace días Melina nota muy callada y un poco triste a su hija. Buscando levantarle el ánimo, intenta iniciar una conversación.

(Melina se acerca a Mara y se sienta junto a ella en el sillón)

Melina: ¿Me vas a acompañar a la fiesta del trabajo verdad? Te vas a divertir, va a tocar esa banda que te gusta.

Mara: (determinante) No mamá, yo no voy a ir y no insistas.

Melina: ¿Cómo que no vas a ir? Pero van Antonella y Juan, los hijos de mi compañera de trabajo y estaban entusiasmados de volver a verte después de las vacaciones que pasamos juntos.

Mara: Mamá, eso lo dicen por compromiso. ¿Por qué iban a querer estar conmigo si soy la persona más aburrida y fuera de onda del mundo?

(Melina la mira extrañada y sobresaltada)


-Narrador: Melina está sorprendida. Nunca había escuchado a su hija hablar así de ella misma.

-Melina: ¡¿Por qué decís eso?!

Mara: No importa mamá. No insistas, sólo no tengo ganas de ir.

(Mara se levanta y se va)

ACTO II

Personajes que intervienen en este acto: Mara, Melina y Narrador.

Escenario: una cocina que tenga al menos una mesa, cuatro sillas y ambientación (elementos) de cocina.


-Narrador: Al día siguiente…

(Mara está sentada en una silla, mirando su computadora portátil apoyada en la mesa. Está visiblemente más calmada que el día anterior.)

-Narrador: Mara está viendo una entrevista de su cantante favorita.

(Melina se acerca y se sienta junto a ella)

Melina: Mari, ¿me podes explicar eso que me dijiste ayer?

(Mara mira hacia abajo cómo apenada)

-Narrador: Mara no quiere hablar del tema con su mamá, pero sabe que no va a dejar de insistirle hasta que le cuente qué le pasa.

(Después de un silencio)

Mara: ¿Viste Lucía y Fernanda, mis compañeras nuevas, las que pidieron el pase desde la otra escuela la semana pasada?

Melina: ¿Sí?…

Mara: Es que siempre me cargan y se ríen de mí delante de todos porque dicen que no me visto a la moda, no tengo novio y me gusta leer. Dicen que soy aburrida, no tengo gracia y tengo gustos antiguos.

(Melina la mira un poco desconcertada.)

Melina: Pero hija…

(Mara la interrumpe.)

Mara: No me digas nada mamá. Debe ser así. Ellas están hace unos pocos días en la escuela y ya son súper populares. ¡Saben todo lo que está de moda y todos quieren ser sus amigos!.

(Melina se queda callada.)

Narrador: Melina entiende que no hay mucho que pueda decirle a su hija para convencerla. Aunque… Quizás… Se le ocurre otra estrategia.

Melina: (señalando la computadora) ¡Que buena cantante que es esta chica!. ¡Lástima que sea tan egoísta!.

Mara: (la mira con desconcierto y enojo.)¡¿Que decís mamá?!.

Melina: Es que tiene aspecto de ser súper egoísta y egocéntrica.

Mara: (cada vez más enojada. No le gusta nada que su mamá hable así de su cantante favorita).Todo lo contrario. Ha dado muchos recitales de beneficencia y además es madrina de muchas instituciones solidarias.

Melina: No sé. Tiene aspecto de egoísta. Por sus gestos, la forma en que se viste, no sé…

Mara: No tiene sentido lo que estás diciendo. Hablas como si la conocieras.

Melina: ¿Hace cuanto me dijiste que llegaron a la escuela tus nuevas compañeras?.

– Mara: La semana pasada.

Melina: Entonces no te conocen.

-¿No te parece tan absurdo como mis comentarios que ellas puedan decirte como sos y que vos les creas?

-Cuándo quieras saber algo sobre vos, mejor confía en las personas que realmente te conocen. En la palabra del abuelo que piensa que sos la mejor y más divertida compañera para hacer deportes, en la abuela que cree que sos la mejor ayudante de cocina, en tu prima y amigos que creen que sos la mejor y más leal amiga o en mi que pienso que sos una persona totalmente maravillosa.

(Pequeña pausa)

– Pero sobre todo, cree en lo que vos pensas de vos misma y te vas a dar cuenta de que no necesitas vestirte ni comportarte como nadie para ser muy valiosa.

Silencio…

(La cara de Mara empieza a cambiar gradualmente hasta llegar a una gran sonrisa mezclada con un poquito de picardía).

Mara: (tímidamente) ¿Mami?

Melina: ¿Qué?

Mara: Me vas a tener que comprar un vestido nuevo para la fiesta de tu trabajo.

(Se ríen y se abrazan.)

FIN

2 opiniones en “Obra corta sobre la contención familiar (3 personajes)”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *