Obra de teatro para 2 personajes. La misma nos muestra lo importante que es hacerse responsable de nuestras deciciones y elecciones, pues de ellas depende nuestro futuro.



Obra sobre la responsabilidad

Título: “La responsabilidad no es solo tuya”

Autora: Clara Pérez

2 personajes:

  1. Ernesto: Chico de 25 años, pareja de Elsy.
  2. Elsy: Chica de 20 años que se entera que está embarazada.

Ambientación: Banca de un parque.


Introducción: Elsy y Ernesto se encuentran en un parque donde Elsy citó a su novio para darle una noticia que ella misma no quiere aceptar.

Ernesto (llegando a la banca donde Elsy se encuentra y acercándose a darle un beso): Hola amor ¿Cómo estás? Vine apenas pude, te noté preocupada ¿Qué pasa?

Elsy (tratando de conseguir como comenzar a hablar): Hola amor, siéntate, como que venías con mucha prisa, estas agitado.

Ernesto (sentándose al lado de su novia): Si es que te note preocupada y siendo sincero me asusté, pensé que te pasaba algo grave y ahora llego y te consigo aquí tan tranquila en esta banca, cuéntame ¿Qué es eso que tenemos que hablar?

Elsy (tratando de encontrar las palabras): Ernesto, tú sabes que te amo y que nunca haría nada por dañar esta relación; yo sé que tenemos muchos planes, que estás creciendo en tu trabajo, que mi carrera ya va a mitad y que hemos hecho mucho esfuerzo por labrarnos un futuro.

Ernesto (extrañado por el giro de la conversación): Si amor, así es. Tenemos planes que vamos a cumplir y una vez que logremos todo lo que deseamos nos vamos a casar, pero ¿Me llamaste para que hablemos de los planes del futuro, tu carrera y mi trabajo?

Elsy (aun sin saber cómo decirlo): Quiero saber algo ¿realmente me quieres como para vivir conmigo por el resto de tu vida? La verdad Ernesto, necesito saber que tan fuerte es lo que sientes por mí.

Ernesto (Comenzando a sentirse ansioso): ¿A qué viene todo esto Elsy? Tú sabes que te amo mucho y que pienso casarme contigo y vivir juntos hasta que seamos unos viejitos y alguno de los dos se vaya de este mundo, explícame ¿Por qué tantas preguntas?

Elsy (nerviosa, frotando sus manos y bajando la mirada): Es que ha sucedido algo con lo que no contábamos y que no sé cómo lo vas a tomar.


Ernesto (intrigado): Y si no me lo dices, no sabrás nunca como lo tomaré, termina de hablar por favor.

Elsy (acomodándose en el asiento y muy nerviosa): Estoy embarazada

Ernesto (sorprendido): ¿Estás qué?

Elsy (con la voz quebrada): Embarazada Ernesto, estoy embarazada.

Ernesto (visiblemente perturbado): Pero ¿Cómo puedes estar embarazada? ¿Cómo pasó esto?

Elsy (levantando la mirada y viendo a los ojos a su novio): ¿Tengo que decirte cómo pasó?


Ernesto (dándose cuenta de su pregunta): No claro que no, me refiero a que te estabas cuidando, eso me dijiste y ahora me sales con que estas embarazada.

Elsy (casi llorando y sintiéndose defraudada): Mira Ernesto, si te lo dije es porque eres el padre, pero no pretendo obligarte a nada. Es como todo, para hacerlos si hay dos pero cuando estas cosas pasan solo una termina siendo la responsable; por mí puedes desentenderte y olvidar que te lo dije, yo sola puedo hacerme cargo de mi situación.

Elsy se levanta de la banca mientras Ernesto no sabe que decir, se encuentra confundido, tanto que prácticamente no se da cuenta de que Elsy comienza a alejarse, de pronto vuelve en sí y se levanta caminando detrás de Ella.

Ernesto (Gritando detrás de ella): ¡Elsy espera!

Elsy apresura el paso para no seguir hablando con él, pero Ernesto corre hasta alcanzarla, tomándola por el brazo y poniéndola de frente.

Ernesto (Casi suplicante): Escúchame por favor, yo no he dicho que tengas la culpa de nada; estoy en shock es cierto, no me lo esperaba, pero jamás te dejaría sola con esto, la responsabilidad no es solo tuya, yo soy el padre de esa criatura y voy a dar la cara por ustedes dos. No será fácil pero vamos a poder ya verás.

Elsy (Entre el llanto y una sonrisa): Pensé que me abandonarías, que tendría que contarle a mi hijo una historia de un padre que huyó, pero no, me alegro tanto que seas un hombre responsable.

Ernesto (Sonriendo amable): Tanto tiempo juntos y no me conoces aun, creo que tenemos algo de trabajo ahora, tenemos que adelantar una boda.

Elsy sonríe y se inclina para besar a Ernesto en los labios, se toman de la mano y caminan por el parque hasta perderse de vista.

FIN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *